Los Húngaros vendidos

Los Húngaros liberan a Un asesino y inaguran busto de bronce a otro asesiono (Kemal Atatürk)

Medios húngaros y armenios informaron en la víspera que Bakú planea invertir de dos a tres mil millones de euros en la compra de bonos soberanos de Hungría.

Ramil Safárov y Gurguén Margarián asistían en Budapest a un curso del inglés organizado en el marco del programa Asociación para la Paz, de la OTAN. En febrero de 2004, el militar azerí decapitó con un hacha a su colega armenio, mientras dormía. Dos años más tarde, fue condenado a cadena perpetua sin derecho al indulto durante treinta años.

Hungría lo extraditó a Azerbaidján cuyo presidente, Ilham Aliev, indultó de inmediato a Safárov.

Ahora inaguran busto de bronce a otro asesiono (Kemal Atatürk).

Armenia anunció la suspensión de sus relaciones diplomáticas con Hungría que acaba de extraditar a Bakú al oficial azerbaijano Ramil Safárov, sentenciado a cadena perpetua por el asesinato del militar armenio Gurguén Margarián, ocurrido en 2004, e indultado apenas llegó a su país.

Mustafá Kemal Ataturk (1881-1938)

Es el fundador de la República de Turquía en 1923.
Se lo conoce también por su responsabilidad en haber completado el Genocidio armenio de 1915.

Kemal fue oficial del ejército turco y partidario de las ideas de los Jóvenes turcos. Sin embargo, recién intervino en la política turca en 1919, cuando creo el Movimiento nacionalista turco que hizo posible la expulsión de las potencias europeas de Turquía. Nos referimos en particular a la región de Cilicia donde regresó parte de la población armenia sobreviviente del Genocidio de 1915, alentada por los franceses, con la esperanza de rehacer sus vidas. Sin embargo, en enero de 1920, Mustafá Kemal atacó a la población armenia de Marash, bajo protección francesa. Un sector logró huir en tanto que muchos fueron asesinados. Kemal completó así la eliminación de los armenios del área.

El otro ataque de Kemal Ataturk hacia poblaciones cristianas, armenias y griegas tuvo lugar en Esmirna, en 1922, cuando la ciudad fue incendiada. Con su expulsión o muerte se completó el proceso que habían iniciado los Jóvenes turcos: la islamización y turquización de la población de la región de Anatolia.

Mustafá Kemal como primer presidente de la República de Turquía introdujo numerosas reformas tendientes a modernizar y occidentalizar el país, como el cambio del alfabeto de letras arábigas a letras latinas.
Kemal completó la obra de exterminio físico mediante una campaña tendiente a eliminar rastros de los armenios en los libros escolares turcos. Nos referimos concretamente a la Sociedad de Historia turca creada por él, que se ocupó en re-escribir la historia turca según la imagen que el nuevo líder quería dar, externa e internamente. Así, se asignó a los turcos una antigüedad mayor a la que en realidad tenían y se ignoró prácticamente la presencia armenia en la región. En síntesis, los armenios, según esta visión, no habían estado en Anatolia.
 

El legado de Mustafá Kemal sigue vigente actualmente en la sociedad turca, en particular entre los militares quienes se consideran herederos de sus principios.

1 comment for “Los Húngaros vendidos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


− 1 = tres